Bárbara Ester, socióloga e investigadora de Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (Celag), consideró en el programa Cara a Cara, que dirige el periodista Clodovaldo Hernández, que en el Gobierno del asesinado presidente de Haití, Jovenel Moïse, “no había nada de Constitucional”.

“Tuvo una rotación de primeros ministros como nunca antes vista en la historia y la verdad no había nada constitucional en su gobierno. Él lo que proponía, y que era muy resistido, era una reforma constitucional. En Haití la Constitución de 1987 tiene un carácter simbólico muy fuerte ya que fue producto de la resistencia a la dictadura de los Duvalier, que fueron 30 años”, dijo.

En ese sentido, explicó que su intento por reformar la constitución, que era muy legítima, fue visto como un atentado y que, por supuesto, en el medio de esa situación, estaban las manos del Pnud, la ONU, la OEA “y la administración de Estado Unidos financiando la democracia, que ya todos sabemos cómo terminan”.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook