Un pequeño de 8 años de edad murió presuntamente por inmersión durante una fiesta de infantil que se realizaba en una vivienda ubicada en Rubio, estado Táchira.

La tragedia ocurrió el pasado fin de semana, cuando el niño compartía con otros amigos y familiares la celebración por el cumpleaños de un primo. Eran las 6 de la tarde cuando ya todo estaba por terminar, sin embargo, al notar la ausencia del menor de edad se procedió a su búsqueda hasta que dieron con el terrible hallazgo. El pequeño se encontraba flotando a orilla de la piscina, según informó la prensa regional.

Inmediatamente fue trasladado a un centro asistencial cercano, pero ya nada podían hacer los médicos, debido a que ingresó sin signos vitales.

Funcionarios de la Brigada Contra Homicidios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) de esa localidad realizan las investigaciones de rigor para precisar las causas del fallecimiento.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook