El presidente de Irán, Seyed Ebrahim Raisi, ha denunciado que Estados Unidos utiliza las sanciones como nueva forma de guerra contra otras naciones.

En declaraciones que ha brindado de forma virtual desde Teherán, capital persa, ante el 76º período de sesiones de la Asamblea General de las Naciones Unidas (AGNU), el mandatario ha recalcado que la resistencia de los pueblos es más fuerte que el poder de las potencias arrogantes.

Al respecto, ha censurado la política de sanciones y presiones de Estados Unidos, y ha señalado que el país norteamericano, en vez de cambiar su forma de vida con el mundo, cambia su forma de guerra. “Estados Unidos usa sanciones como nueva forma de guerra contra otras naciones”, ha agregado.

Raisi ha indicado que las sanciones de Estados Unidos contra Teherán durante la pandemia del coronavirus son crímenes contra la humanidad.

No obstante, ha recalcado que la situación de hoy en la región de Asia Occidental demuestra que las políticas de EE.UU. han fracasado en la zona.

Raisi ha hecho hincapié en que Irán opta por preservar la seguridad y la integridad territorial de todos los países de la región. En este marco, ha arremetido contra el Occidente por utilizar el terrorismo como una herramienta en política exterior.

En otra parte de su discurso, el jefe del Gobierno iraní ha rechazado la presencia militar de Estados Unidos en Asia Occidental, y ha enfatizado que Washington “no ha salido de Irak y Afganistán, sino que ha sido expulsado”.

Raisi ha condenado la continuidad de la presencia militar de EE.UU. en Siria e Irak y ha dicho que esto es el mayor obstáculo para el establecimiento de la democracia y la voluntad de las naciones. “La libertad no cabe en las mochilas de los soldados que vienen de fuera de la región”, ha remarcado.

Defiendo los derechos y los intereses del pueblo iraní, ha dicho el mandatario persa y aseverado que la República Islámica de Irán solo considera útiles las conversaciones, cuyo resultado final sea el levantamiento de todas las sanciones opresivas.

Al precisar que la postura de su país se funda en impulsar la cooperación política y económica a gran escala con todo el mundo, Raisi ha enfatizado que Irán está dispuesto a hacer todo lo posible para mejorar el mundo y lograr “un mundo rebosante de racionalidad, justicia, libertad, moralidad y espiritualidad”.

Al aludir a los 15 reportes de la Agencia Internacional de Energía Atómica (AIEA) sobre el pacto nuclear iraní en los que se reafirma el cumplimento de Irán con todos sus compromisos, Raisi ha recordado que las armas nucleares no tienen cabida en la doctrina defensiva de Irán.

En cuanto al acuerdo nuclear de 2015, el mandatario ha subrayado que Irán cumplió con todos los compromisos que asumió en virtud del pacto, mientras Estados Unidos violó el pacto y lo abandonó de forma unilateral.

“Irán no confía en las promesas de Estados Unidos y quiere la eliminación inmediata de todas las sanciones a la vez”, ha apostillado.

De este modo, ha dejado claro que las armas nucleares no tienen cabida en la doctrina defensiva de Irán.  

También ha dicho que el llamado acuerdo del siglo fracasó. El polémico “acuerdo del siglo” de EE.UU. es una iniciativa que ignora todos los derechos de los palestinos, incluido el de formar un Estado con Al-Quds como capital. Este pacto busca, además, reconocer israelí la soberanía sobre el Valle del Jordán.

También ha indicado que el bloqueo israelí contra la Franja de Gaza ha convertido el enclave costero en la mayor cárcel del mundo.

(HispanTV)

Comentarios Facebook