El Grupo de Boston respaldó este miércoles 22 de septiembre las conversaciones que se desarrollan en México entre representantes del Gobierno del presidente Nicolás Maduro y de sectores de la oposición agrupados en la Plataforma Unitaria.

Se trata de una alianza surgida en 2002, conformada por parlamentarios y exparlamentarios de Venezuela, Estados Unidos y Europa, así como por expertos de la sociedad civil y de movimientos sociales con distintas posiciones en el espectro ideológico, que actúa a título personal.

En una declaración, el Grupo reconoció los esfuerzos de los gobiernos de México, Noruega, Rusia y los Países Bajos para facilitar el diálogo entre las partes y celebró la apertura de la comunidad internacional ante este nuevo intento de negociación.

El Grupo de Boston apoyó la intención de las partes en ampliar la base de consulta a los distintos actores de la vida social venezolana. También sugirió la implementación de mecanismos de seguimiento a los acuerdos alcanzados y la instalación de un proceso de Reconciliación y Diálogo Nacional, «para abordar los temas más trascendentes de la crisis política venezolana».

Adicionalmente, el Grupo se ofreció «como mesa de ideas y opciones que pueden ser consideradas por las partes encargadas de cualquier negociación oficial», en virtud de su experiencia, basada en la metodología de resolución de conflictos de la Universidad de Harvard.

A continuación, la declaración íntegra:

Declaración del Grupo de Boston

En apoyo a las negociaciones para el futuro de la República Bolivariana de Venezuela, Caracas, 22 de septiembre de 2021

Desde el Grupo de Boston,

**Apoyamos el proceso de negociación existente entre el Gobierno de la República Bolivariana de Venezuela y la Plataforma Unitaria de Venezuela iniciado en la ciudad de México.

Reconocemos la hospitalidad de los Estados Unidos Mexicanos, de su pueblo y de su Presidente Andrés Manuel López Obrador y el aporte del Reino de Noruega como facilitador, de la Federación de Rusia y el Reino de los Países Bajos como acompañantes, para ayudar a reunir a las partes en las negociaciones.

Notamos las expresiones de apertura hacia el proceso de negociación de parte de la comunidad internacional

Recordamos que, desde la declaración del 29 de noviembre del año 2002, el Grupo de Boston se ha comprometido con vías de diálogo y reconciliación que permitan a todos los venezolanos y venezolanas resolver las diferencias y acordar caminos basados en el respeto mutuo que conduzcan a soluciones pacíficas, democráticas y permanentes.

Enfatizamos que el Grupo de Boston ha estado integrado por diputados y exdiputados de los diferentes periodos parlamentarios desde su fundación en el año 2002 hasta el presente, así como por ciudadanos especialistas de la sociedad civil y movimientos sociales en diversas áreas y de diferentes corrientes del pensamiento político, quienes participan a título personal y no comprometen a sus organizaciones políticas, privadas, o estatales.

Notamos que el Grupo de Boston desde su fundación ha trabajado para integrar líderes e instituciones de los Estados Unidos y Europa en aras de fomentar las buenas relaciones con todos los venezolanos y venezolanas.

Afirmamos que el Grupo de Boston trabaja basado en la metodología de resolución de conflictos de la Universidad de Harvard, la construcción de confianza y la reconciliación. Consistente con ese método, se ofrece como mesa de ideas y opciones que pueden ser consideradas por las partes encargadas de cualquier negociación oficial.

Reafirmamos que el Grupo de Boston, ha contado con el apoyo financiero del Norwegian Centre for Conflict Resolution (NOREF) y The Open Society Foundation, para conformar grupos de trabajo que han desarrollado ideas y propuestas concretas que pueden ser consideradas por las partes en el actual proceso de negociación en México u otro que le siga.

Ratificamos que el Grupo de Boston como iniciativa eminentemente venezolana que sirve de instancia para el fomento de la confianza y la reconciliación en apoyo a los diálogos existentes, ofrece ideas concretas y bien analizadas para conseguir resultados en la ayuda humanitaria, seguridad alimentaria, salud, servicios públicos, petróleo y desarrollo económico.

En consecuencia, desde El Grupo de Boston

1. Respaldamos plenamente el actual proceso de negociación en la ciudad de México y cualquiera que le siga.

2. Apoyamos la intención de los negociadores de ampliar la consulta a todos los sectores del país para que podamos como sociedad venezolana presentar ideas y opciones para su debida consideración.

3. Ofrecemos a las partes que negocian ideas y opciones concretas generadas por nuestros grupos de trabajo.

4. Planteamos a los negociadores la importancia de desarrollar el mecanismo de seguimiento para acompañar los resultados de las negociaciones y asegurar el éxito de las mismas.

5. Sugerimos a los negociadores que consideren establecer un proceso de Reconciliación y Diálogo Nacional, con la participación de representantes de diversos sectores de Venezuela, para abordar los temas más trascendentes de la crisis política venezolana.

Finalmente, El Grupo de Boston mantiene el compromiso firme de colaborar con otras organizaciones de la sociedad civil y movimientos sociales, que buscan la resolución pacífica de la crisis política venezolana a través del diálogo y la negociación.

Con este fin, el Grupo de Boston en Asamblea General aprueba la presente declaración. En Caracas, República Bolivariana de Venezuela, a los veintidós días del mes de septiembre de 2021.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook