Este lunes 18 de octubre, la Justicia de Chile comunicó sobre la detención de tres personas presuntamente implicadas en las agresiones contra migrantes venezolanos durante una protesta que se desarrolló a mediados de septiembre en Iquique.

Así lo informó la agencia EFE, la cual recordó que el ataque contra los venezolanos se registró en el centro de la mencionada ciudad chilena tras una manifestación antinmigración que causó embestidas xenófobas y discriminatorias en las que quemaron carpas y pertenencias de estos ciudadanos que se apostaban en la plaza Brasil.

Para la fecha, el relator especial sobre los derechos humanos de los migrantes de la ONU, Felipe González, consideró la situación como una “inadmisible humillación”. 

Agregó que el discurso xenófobo, asemejando la migración a delincuencia, “alimenta esta clase de barbarismo”.

Por su parte, el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) declaró su preocupación ante el escenario de los niños migrantes en el norte de Chile, después que la movilización culminó con el incendio de bienes de extranjeros.

“Unicef manifiesta su preocupación por la situación que están viviendo niños, niñas y adolescentes inmigrantes en Iquique y pide al Estado garantizar y proteger sus derechos, cumpliendo de esta manera con los tratados internacionales suscritos por el país”, explicó el organismo.

Gobierno venezolano condenó violencia y activó Plan Vuelta a la patria para el regreso de connacionales desde Chile 

La vicepresidenta Delcy Rodríguez condenó en su cuenta de Twitter los actos y exigió a las autoridades de Chile respeto por los venezolanos víctimas de violencia.

“Venezuela repudia la xenofobia y agresiones contra migrantes venezolanos y exige a las autoridades nacionales y locales de Chile respeto a la integridad física y psicológica de nuestros connacionales”, expresó.

Ante estos hechos, el presidente Nicolás Maduro ordenó activar el Plan Vuelta a la Patria que posteriormente logró a principios de octubre, el retorno de 200 connacionales tras la violencia que vivieron el pasado 24 y 25 de septiembre.

El viceministro para América Latina del Ministerio para las Relaciones Exteriores, Rander Peña, manifestó a través de un video en la red social Twitter: “En medio de una situación de trabajo explotador hacia los venezolanos, fueron víctimas por parte de un reducido grupo de personas iquiqueños, que no representan el sentir del pueblo chileno”.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook