Rusia ejecuta simulacros con más de 20 aviones que atacan blancos en el mar Negro, con los ojos puestos en un buque militar de EEUU estacionado en esas aguas.

En un comunicado emitido este lunes, la oficina de la Flota Rusa del mar Negro ha informado que los pilotos de su aviación naval iniciaron sus primeros vuelos en el período de entrenamiento invernal, practicando el seguimiento de buques de guerra enemigos teóricos y ataques con misiles contra objetivos navales.

“Las tripulaciones de los aviones realizaron bombardeos contra un campo objetivo, disparos de cohetes contra objetivos costeros y navales, y practicaron las tareas de entrenamiento de combate de cazar y rastrear submarinos enemigos simulados y barcos de superficie en el mar Negro en el curso de su entrenamiento de combate”, ha detallado.

En tales ejercicios, Rusia utilizó más de 20 aviones, entre ellos cazas multifuncional Su-30SM, bombarderos de primera línea Su-24M, aviones Be-12 y An-26 y helicópteros Mi-8 y Ka-27, tal y como se lee en el texto.

El país euroasiático realiza tales simulacros, mientras la Marina de Estados Unidos anunció el 25 de noviembre que el destructor de misiles guiados de la clase Arleigh Burke, el DDG 51, entró en el mar Negro, con el fin de desarrollar la capacidad y mejorar la eficacia de las fuerzas de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) en medio de las crecientes tensiones en la región.

A su vez, la portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores de Rusia, María Zajarova, advirtió el domingo que las acciones de la Fuerza Aérea de Estados Unidos y del bloque militar sobre el referido mar crean amenazas para la aviación civil.

El mar Negro es una zona sensible para el país euroasiático, debido a que se encuentra cerca de la península de Crimea, que mediante un referéndum en 2014 dejó de ser parte de Ucrania para anexarse a la Federación Rusa.

Las autoridades rusas han criticado repetidamente el aumento de las actividades de OTAN en la zona, considerándolas una amenaza directa a su seguridad nacional. Ante tal situación, Moscú ha dejado claro que se reserva el derecho a dar una respuesta contundente a cualquier agresión o violación que se produzca contra su soberanía.

(HispanTV)

Comentarios Facebook