#LoÚltimo
Paso a paso para pensionados: Sepan cómo usar la Billetera Móvil | Las frases más candela del discurso de Petro tras victoria de Iván Duque como presidente de Colombia | Por esta razón Plumrose cerrará su planta en Venezuela (+Comunicado) | Zapatero se reunió con la oposición: Sigue el proceso de reconciliación | Lo que hizo Juan Manuel Santos con Iván Duque luego de saber que ganó la presidencia | “Se repiten al calco”: JVR sobre violencia política en Nicaragua y las guarimbas | Alerta para Bolivia: Habría planes de replicar violencia de Venezuela y Nicaragua contra Evo (+JVR) | Video y fotos: Así fue la presentación del libro "La cuestión colombo-venezolana" de Pérez Pirela | “Se trata de una política canalla”: JVR sobre actitud de Piñera contra Venezuela | Siguen sin luz varios sectores del Zulia: Recuperación del sistema se hace manualmente (+Caujarito) | ¿Gol contra Alemania hizo temblar a México? Esto detectó servicio de sismología local (+Lozano) | Richard Páez será el nuevo técnico del Deportivo Cuenca (+Ecuador) | Venezolano Carlos Carrasco a la lista de lesionados: Recibió batazo en el codo | "Estamos bajo presión": Kroos y Hummels hablan luego de perder el primer partido contra México | Presidenciales de Colombia: Más de 400 denuncias durante jornada de este domingo | Video: Así grupos paramilitares amenazan y lanzan "toque de queda" en Nicaragua (+Guarimbas) | Con este comunicado Venezuela rechaza la violencia con fines políticos en Nicaragua | “Si tuviéramos un arsenal nuclear habría una foto de Trump con Maduro”: Canciller Arreaza | “Sabíamos que México tenía esta calidad": Löw por derrota ante México | Arreaza: Hemos roto el bloqueo con una visión estratégica a través de nuevas alianzas | Pasó en El Callao: Balacera dejó 5 muertos y 13 heridos | Video: Coutinho anotó esta joya de gol contra Suiza |
¿Qué pasaría si Trump acusa a China de manipular su moneda? Acá la respuesta
viernes, 30 de diciembre 2016
La Iguana Facebook
La Iguana Google Plus

trump-molesto-c.jpg

El presidente electo Donald Trump podría meterse en problemas si una vez que llegue a la Casa Blanca trata de acusar oficialmente a China de manipular su propia moneda. El primer problema es que eso ya no es verdad.

 

Han pasado años desde que la segunda economía más grande del mundo —detrás de Estados Unidos— dejó de manipular su moneda para beneficiar a los exportadores chinos. Sin embargo, incluso si Beijing siguiera tratando de hacerlo, las leyes estadounidenses creadas para tomar represalias contra estas prácticas requieren que Estados Unidos pase un año negociando una solución antes de que pueda tomar acción alguna.

 

Trump pasó buena parte de la campaña culpando a China por los problemas económicos del país. Es cierto que la relación comercial entre ambos países es desigual. China vende mucho más a Estados Unidos de lo que le compra. El asombroso déficit comercial estadounidense ascendió a 289.000 millones de dólares durante los primeros 10 meses de 2016.

 

No obstante, la verdad es que durante los dos últimos años China ha estado interviniendo en los mercados para revaluar su moneda, el yuan, no para devaluarla y hacer las exportaciones chinas más competitivas.

 

Beijing dio un paso más en esa dirección el jueves. Disminuyó el peso relativo del dólar en una canasta de divisas, a la que además le añadió 11 otras monedas, según un documento publicado por el Sistema de Intercambio de Divisas de China.

 

Eswar Prasad, economista de la Universidad de Cornell, dijo a principios de mes que los planes de Trump de nombrar a China como manipulador de divisas están “desconectados de la realidad”.

 

“Toda esta discusión es irónica”, expresó David Dollar, miembro de la Brookings Institution y ex funcionario del Banco Mundial y del Departamento del Tesoro de Estados Unidos. Trump “está desfasado”, añadió.

 

El Departamento del Tesoro no ha acusado a China de manipular su moneda desde 1994. Si lo hiciera ahora, probablemente no pasaría nada, al menos inicialmente.

 

Si el Tesoro designa a China manipulador de monedas bajo una ley de 2015, se supone que debe pasar un año tratando de resolver el problema mediante negociaciones. En caso de que éstas fracasen, Washington puede tomar ciertas represalias, como evitar que la U.S. Overseas Private Investment Corp. (OPIC), una agencia gubernamental de desarrollo, financie todo programa en China. El problema es que Estados Unidos ya suspendió las operaciones de la OPIC en China hace años para castigar a Beijing después de la sangrienta represión en la Plaza de Tiananmen de 1989.

 

Por lo tanto, nombrar a China manipulador de divisas es básicamente “solo un ejercicio de abrir las mandíbulas”, opinó Amanda DeBusk, presidenta de comercio internacional del bufete Hughes Hubbard & Reed y ex funcionaria del Departamento de Comercio. “No hay consecuencias inmediatas”, agregó.

 

Gary Hufbauer, experto en derecho comercial en el Instituto Peterson de Economía Internacional, subrayó que, una vez que sea presidente, Trump podría activar una disputa sobre la moneda por cuenta propia. En el pasado, el Congreso ha cedido al presidente poderes amplios para imponer sanciones comerciales. Trump ha amenazado con aplicar un arancel de 45% a las importaciones chinas como castigo por prácticas comerciales injustas, incluida la supuesta manipulación de divisas.

 

Cualquiera que sea el motivo que alegue Estados Unidos, China tiene un registro congruente de represalias contra las sanciones comerciales.

 

El periódico Global Times de China, publicado por el Diario del Pueblo del Partido Comunista, ya ha conjeturado que “China adoptará un enfoque de ojo por ojo” si Estados Unidos aplica aranceles bajo el gobierno de Trump. El periódico también indicó que Beijing podría limitar las ventas de iPhones y aviones de Boeing en China.

 

“Los chinos son predecibles”, dijo DeBusk. “Si se les da un puñetazo, te lo devolverán”.

 

(AP)