Este Domingo 27 de febrero, en horas de la noche, el presidente ucraniano Vladímir Zelenski confirmó la pérdida del avión de transporte Antonov An-225 Mriya (“Sueño”, en ucraniano).

Según un comunicado oficial, la aeronave habría sido destruida durante combates en el aeródromo de Gostómel, adyacente a la ciudad de Kiev, lugar del que no habría podido despegar porque se hallaba sometida a labores de reparación.

“Ayer, lamentablemente, perdimos nuestro Mriya. Un viejo sueño. Y ahora estamos construyendo uno nuevo”, señaló el jefe de Estado. La pérdida del avión, el más grande del mundo, con anterioridad había sido informada por la empresa estatal Ukroboronprom, su actual propietaria.

La compañía, en este sentido, prometió que el Mriya “definitivamente renacerá”. Indicó que la reconstrucción de la aeronave “costará más de 3 mil millones de dólares y más de 5 años”.

“Nuestra tarea es garantizar que estos costos sean cubiertos por la Federación Rusa, que ha causado daños intencionales a la aviación ucraniana y al sector de carga aérea”, señaló la empresa.

Mriya, el cual fue diseñado para transportar el transbordador espacial soviético Burán, efectuó su primer vuelo en el año 1988. Su capacidad se elevaba hasta los 1.300 metros cúbicos y podía cargar un peso de hasta 250 toneladas.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook