Es poco probable que la viruela del mono provoque una nueva pandemia como ocurrió con el coronavirus, declaró Rosamund Lewis, jefa de la secretaría de la viruela, que forma parte del Programa de Emergencias de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

«No lo sabemos, pero pensamos que no», dijo Lewis a los periodistas respondiendo a la pregunta de si la viruela del mono se convertirá en una pandemia global semejante a la del COVID-19.

Sin embargo, continuó, al organismo le preocupa que «las personas puedan contagiarse con esta infección debido al alto riesgo si no disponen de la información necesaria para protegerse», que carezcan de «la inmunidad contra los orthopoxviruses después de la abolición de la viruela», así como que «el virus pueda intentar llenar el nicho y propagarse más fácilmente entre las personas».

La viruela del mono es una rara enfermedad zoonótica (que puede transmitirse entre animales y seres humanos) con síntomas de fiebre, dolor de cabeza y muscular, inflamación en los ganglios linfáticos, escalofríos, agotamiento, así como erupciones en manos y cara, similares a los producidos por la viruela tradicional, aunque menos graves.

La transmisión se produce por contacto estrecho con una persona contagiada, un animal portador u objetos contaminados.

Según la OMS, la tasa de letalidad ha variado en las diferentes epidemias, pero ha sido inferior al 10% en los eventos documentados.

Originaria de África, últimamente esta enfermedad fue registrada en más de una decena de países de Europa, así como en Argentina, Bolivia, el Reino Unido, Australia, Israel, Canadá, EEUU y Sudán.

(Sputnik)

Comentarios Facebook