Las organizaciones Gente del Petróleo, Unapetrol y Veneamerica, donde se agrupan exgerentes de la estatal Petróleos de Venezuela (PDVSA) que auparon el paro-sabotaje de los años 2002-2003 y actuales pseudo funcionarios del así llamado interinato, advirtieron que Citgo «y otros activos que se encuentran fuera del país» corren riesgo de perderse, en razón de una aparente demora del pretendido gobierno de Juan Guaidó en la aprobación de fondos destinados a cancelar los honorarios de abogados en el extranjero.

En un comunicado difundido este jueves, los exfuncionarios resaltaron el papel que jugaría la refinadora, considerada el principal activo de Venezuela en el exterior, «en la rápida normalización del suministro de combustibles al mercado interno, cuando ocurra el necesario cambio de modelo político-económico del país, para reconstruir las instituciones democráticas y el Estado de Derecho».

Adicionalmente se indica que tanto Horacio Medina –quien hace las veces de «presidente de la junta ad hoc de Pdvsa»– y Enrique Sánchez –designado por Guaidó como «procurador especial»–, externaron su malestar porque el «gobierno interino» aún no les ha aprobado los fondos que solicitaron.

«Ello a pesar de habérsele enviado, tanto al presidente interino Juan Guaidó, como a la Comisión Delegada, toda la documentación correspondiente, junto a la solicitud de audiencia para la rendición de cuentas», se lee en el texto.

Además exhortaron a ese grupo político a acelerar «la aprobación de los recursos financieros solicitados, haciendo todas las observaciones que sean pertinentes, pero sobre todo considerando el gran valor estratégico que tiene Citgo y anteponiendo los grandes intereses de la Nación a cualquier otro interés particular, económico o político».

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook