El filósofo y analista político Miguel Ángel Pérez Pirela, en su programa Desde Donde Sea, aseguró que aunque el panorama electoral luce auspicioso para líder izquierdista Luiz Inácio «Lula» da Silva, Jair Bolsonaro ha demostrado ser un adversario temible en las redes sociales y su discurso ultraconservador ha conseguido calar en sectores populares, crecimiento que ha sido especialmente importante entre los que se identifican como evangélicos.

Por tal razón, la alianza encabezada por el Partido de los Trabajadores se vio obligada a ganarse a pulso cada voto en ese grupo poblacional en lugar de darlos por sentados, como ocurría hasta mediados de la década pasada.

De este modo, puntualizó, el campo popular se presenta actualmente como un terreno de disputa afectivo, donde lo que se dirime es el proyecto político que encarnará Brasil en los próximos años: la ultraderecha cercana al trumpismo de Bolsonaro o la posibilidad de un gobierno institucional con enfoque popular, encarnado en Lula da Silva.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook