El crucero de lujo RCGS Resolute, de bandera portuguesa que  impactó al noroeste de la isla La Tortuga, al buque «Naiguatá» (GC-23), de la Armada Bolivariana causándole graves daños y zozobrara, posee uno de los cascos más resistentes en el mundo pues se diseñó y construyó en Finlandia para viajes a la Antartida y soportar impacto del hielo.

 

El dato fue suministrado por el portal La Tabla y coincide con la información del ministro de la Defensa,  Vladimir Padrino López, quien explicó que el abordaje “fue deliberado y ocurrió cuando el crucero se dirigía a Isla de Margarita escoltado por el guardacostas: sabían que podían provocar el naufragio”.

 

Estima el portal que el Resolute “pudo haber tenido una buena razón para darse a la fuga”, pues desde noviembre de 2019 “se encontraba retenido en el Puerto de Buenos Aires, por una orden judicial motivada por deuda millonaria con un proveedor de combustible, y salió de Argentina el 5 de marzo ¿Cómo lo hizo?”.

 

El crucero está en el puerto de Willemstad, Curazao, donde atracó la mañana de este martes y el canciller Jorge Arreaza dijo este martes en Twitter que “Venezuela exige al Gobierno de los Países Bajos que, en apego al Derecho Marítimo Internacional, abra las averiguaciones correspondientes a la tripulación (…), por la grave agresión que cometieron contra el buque guardacostas venezolano”.

 

(LaIguana.TV)

 

Comentarios Facebook