Arqueólogos israelíes han descubierto muestras de arte rupestre sin precedentes al examinar dólmenes enormes en el norte del país, informa The Times of Israel.

Los dólmenes pueden ser encontrados en diferentes partes del mundo. Generalmente fueron construidos durante el neolítico y su función atribuida era la de servir de sepulcro colectivo.

Las estructuras megalíticas analizadas por los expertos israelíes fueron erigidas durante la Edad de Bronce temprana, hace aproximadamente 4.200 años. «Son entierros antiguos y fueron construidos por un grupo de personas de las cuales lo único que sabemos es que construyeron sus dólmenes», explicó Gonen Sharon, uno de los autores de la investigación.

Según el arqueólogo, el equipo emprendió su estudio para «descubrir el mundo de esta misteriosa cultura que existió hace más de 4.000 años, y que dejó tras de sí solo dólmenes como prueba de su rica cultura».

¿Un emoji?

Entre las pinturas, muchas de las cuales no tienen análogos, los investigadores encontraron lo que parece ser una cara tallada en el exterior de una piedra angular. Si bien son extremadamente cautelosos al identificarlo como un emoji, los arqueólogos piensan que podría ser una de las posibles explicaciones de las líneas talladas en el dolmen.

«Estas líneas están ubicadas con precisión para adaptarse a la forma general de la piedra angular y para parecerse a una cara humana: los dos pares de líneas cortas marcan los ojos, y la línea larga representa la boca de la figura. Por supuesto, esta es una de las muchas explicaciones posibles para la ubicación y el significado de estas líneas talladas», señalaron.

Los científicos intentaron establecer paralelismos, pero no surgió nada: no encontraron esa imagen en el contexto de los dólmenes en ninguna parte, aunque estas estructuras son numerosas en el Levante y fuera de esa región. La pregunta sigue siendo, ¿con qué propósito la gente antigua convirtió la piedra en una cara sonriente? Quizás era un símbolo de culto desconocido, sugieren los arqueólogos.

Arte zoomórfico

Entre otros hallazgos del equipo se destaca también una imagen de una manada de animales. Se trata de la primera vez que se descubre arte zoomórfico en el contexto de los dólmenes levantinos.

En una de las antiguas cámaras funerarias se encontraron seis animales con cuernos de diferentes tamaños tallados en una roca. Son claramente visibles, y dos de ellos están enfrentados. En la pared frente a la de la manada se descubrió un animal de un solo cuerno.

Según los investigadores, los animales con cuernos de estos paneles «son los primeros motivos de bovinos que se han reportado en las partes norteñas no áridas de Israel». Además, los arqueólogos creen que los artistas utilizaron las diferencias de forma y ángulo de curvatura de los cuernos de los animales para representar diferentes especies y sexos. 

En una tercera pared interior fue hallada una imagen de tres cruces encerradas por rectángulos. Todas estas pinturas tienen relación con la caza, señala el equipo.

(RT)

Comentarios Facebook