El dirigente opositor Enrique Ochoa Antich rechazó la presencia de un buque destructor submarino con misiles teledirigidos en aguas venezolanas e increpó a la oposición extremista, aglutinada en el G4, preguntándoles si serían capaces de protestar ante la administración Trump por el acto de provocación militar.

«¿Hasta cuándo los gringos meterán sus narices donde nadie los llama? ¿Y será que el G4 elevará aunque sea una leve protesta ante sus socios del Departamento de Estado?«, reza el trino de Ochoa Antich sobre el punto.

A través de un comunicado difundido por el Canciller de la República, Jorge Arreaza, el gobierno venezolano denunció el 1 de octubre «la provocación errática e infantil del Comando Sur de EEUU, con la presencia del buque destructor de misiles guiados USS William P. Lawrence (DDG-110) de la clase Arleigh Burke de la Armada de ese país, a 16,1 millas náuticas» de las costas del país.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook