Según informe elaborado por la Oficina de Washington para Asuntos Latinoamericanos (Wola, por sus siglas en inglés) las sanciones impuestas por el régimen de Estados Unidos y sus países satélites contra el pueblo venezolano, han traído como consecuencia un aumento en las tasas de desigualdad y pobreza que habían sido reducidas durante la presidencia del Comandante Hugo Chávez.

Destaca el texto que, a pesar de las graves consecuencias que estas acciones ha dejado en la población, especialmente en los sectores más vulnerables, las sanciones no han cumplido con el objetivo de sacar al presidente Nicolás Maduro de Miraflores.

Señala la investigación que las sanciones han dejado “efectos negativos en la población”, como “desigualdad y pobreza”.

Así mismo expresa el informe de Wola que “luego de tres años, los resultados son bastante mediocres. La crisis ha empeorado y no se ha logrado el cambio político” que el régimen gringo y la derecha mundial ansiaban.

Reconocen que las sanciones “sí están generando repercusiones importantes” en la economía de nuestro país, lo que genera “como consecuencia una pérdida importante de bienestar en la población”.

Precisan además que las medidas tomadas contra Petróleos de Venezuela (Pdvsa) y sus empresas filiales tuvieron un fuerte impacto en la industria petrolera, especialmente en la importación y exportación de crudo, lo que agravó aún más la situación económica del país.

Finalmente recomiendan levantar las sanciones o suavizarlas, para evitar que siga siendo el pueblo venezolano el que sufra las consecuencias de estas medidas.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook