Todo está listo para que esta tarde, a las 6:00, se cante la voz de play ball para dar inicio a la temporada 2020-2021, que estará marcada por la ausencia de público en las tribunas debido a las medidas de bioseguridad impuestas por la Major League Baseball (MLB) ante la pandemia de coronavirus que azota al mundo entero.

Los juegos que se disputarán este viernes 27 de noviembre son: Cardenales de Lara-Águilas del Zulia, quienes se verán las caras en el estadio Antonio Herrera Gutiérrez de la ciudad de Barquisimeto.

Tigres de Aragua y Caribes de Anzoátegui medirán fuerzas en el José Pérez Colmenares de Maracay, mientras que Leones del Caracas y Tiburones de la Guaira harán lo propio en el estadio Universitario de la ciudad de Caracas.

Según información emitida por el departamento de prensa de la Liga Venezolana de Beisbol Profesional (Lvbp) el encuentro entre Navegantes del Magallanes y Bravos de Margarita, que tendría lugar en el José Bernardo Pérez de Valencia, quedó suspendido.

“El conjunto margariteño solicitó el aplazamiento por causas de fuerza mayor”, refiere la nota difundida por el citado ente deportivo.

Las burbujas

En días pasados el presidente de la LVBP, Giuseppe Palmisano, anunció que dada la pandemia la temporada que arranca esta tarde se jugará en formato burbuja y estará dividida en dos divisiones.

Una estará integrada por los equipos Cardenales de Lara, Águilas del Zulia, Navegantes del Magallanes y Bravos de Margarita, los cuales jugarán en el eje Barquisimeto-Valencia.

Mientras que la otra división la integran Tigres de Aragua, Caribes de Anzoátegui, Leones del Caracas y Tiburones de La Guaira, que competirán en el eje Maracay-Caracas-La Guaira.

Palmisamo indicó que la ronda regular finalizará, tentativamente, el 10 de enero y constará de 40 partidos en los que cada equipo disputará 8 juegos contra novenas de su misma división y 4 contra los del otro grupo.

Cabe recordar que a pesar de que el presidente Nicolás Maduro autorizó el 30 por ciento de aforo en los eventos deportivos, la MLB impuso que los encuentros de esta primera fase de la liga local se desarrollen a puerta cerrada.

Asimismo se mantienen las sanciones de la Oficina de Control de Bienes Extranjeros (Ofac, por sus siglas en inglés; organismo dependiente de la Oficina del Tesoro del gobierno de Estados Unidos) sobre Tigres y Magallanes.

Bioseguridad presente

Recientemente Palmisano manifestó su complacencia por el inminente inicio de la campaña profesional.

“Estamos complacidos por el inicio de la temporada 2020-21. Ha sido un proceso difícil por el factor pandemia”, aseguró

Los entes gubernamentales no titubearon en darnos el apoyo del punto de vista de bioseguridad y sanidad, alineándonos a los protocolos de seguridad de MLB. Todo lo que nosotros requerimos ellos estuvieron dispuestos para que haya temporada”, manifestó.

Explicó que “todos los equipos entrarán a la burbuja (de las sedes aprobadas) con pruebas PCR para descartar cualquier contagio. Se harán todas las pruebas necesarias y en todos los espacios habrá desinfección continua”.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook