El primer mandatario, Nicolás Maduro, aseguró que los principales responsables de la destrucción de la oposición venezolana han sido el jefe de Estado gringo, Donald Trump, y el autoproclamado «presidente interino», Juan Guaidó.

Así lo expresó este martes, durante una reunión que sostuvo con invitados internacionales que acompañaron la instalación de la nueva Asamblea Nacional.

Precisó que los analistas y medios internacionales de derecha intentan echarle la culpa a él de la fractura que ha sufrido la fuerza opositora, sin embargo, afirmó que se trata de una gloria que solo es adjudicable al liderazgo extremista que adoptó la derecha.

«Me quieren echar la culpa del desmadre de la oposición. (…) Yo les digo a ustedes, no tengo esa gloria, no es mía, la gloria de haber destruido, hecho papilla y polvo cósmico a la oposición, le cabe a Donald Trump y Juan Guaidó, es su propia gloria, son sus logros. Es el liderazgo extremista, que desconoce la Constitución, las instituciones, la democracia y la realidad política. Ese liderazgo hecho en base a la mentira, al engaño, al autoengaño, a la manipulación, hecho en base a redes sociales y a mucho dinero», explicó.

En este sentido, el mandatario nacional resaltó que la extrema derecha venezolana ha recibido de la Administración estadounidense la cantidad de 1.700 millones de dólares en dos años, además, se ha robado importantes compañías del Estado venezolano, como Citgo y Monómeros, al igual que más de 30 mil millones de dólares en cuentas bancarias que le pertenecen a la República.

«Han fracasado y están derrotados por sus propios errores, por su propia inmoralidad, pero tampoco es virtud o logro mío, sino también por la inmensa conciencia del pueblo de Venezuela, los valores revolucionarios y su capacidad de resistencia», agregó.

(LaIguana.TV) 

Comentarios Facebook