La revista estadounidense “The Intercept” demostró que el gobierno del expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, estuvo detrás del golpe de Estado contra el presidente de Bolivia, Evo Morales, en el año 2019, y se encargó de colocar en el poder a la mandataria Jeanine Añez, quien actualmente enfrenta un juicio por crímenes de lesa humanidad.

El periodista estadounidense Glenn Greenwald realizó un trabajo en el que revela que los investigadores del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT, por sus siglas en inglés), Jack R. Williams y John Curiel, fueron amenazados por el Departamento de Justicia de EEUU-durante la administración de Trump- por la publicación de un informe en el que aseguran que no hubo fraude en las elecciones presidenciales de Bolivia de 2019.

“Los correos electrónicos a los expertos muestran la complicidad de la administración de Donald Trump” con el gobierno de Jeanine Áñez en Bolivia, asegura el periodista.

Este material muestra “la existencia de la investigación del Departamento de Justicia y agrega evidencia para respaldar las acusaciones de Bolivia de que Estados Unidos estuvo implicado en su golpe de 2019”, destaca el reportaje periodístico.

Los investigadores Jack R. Williams y John Curiel objetaron el informe realizado por la Organización de Estados Americanos (OEA) que señalaba que hubo fraude en las elecciones de octubre de 2019 en Bolivia, el cual avaló la conspiración contra el presidente Morales.

“No existe ninguna evidencia de fraude en el informe de la OEA”, publicaron los expertos en el periódico The Washington Post. A raíz de esta publicación comenzaron a recibir amenazas por parte del Departamento de Justicia.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook