Agentes de la Dirección de Investigación Criminal e Interpol (Dijin) de la Policía Nacional de Colombia capturaron en el departamento de Tolima, en el centro-oeste del país, a Manuel Enrique Bastidas, quien está solicitado por la justicia española por cargos relacionados con trata de personas, particularmente de mujeres venezolanas, reseña El Heraldo.

De acuerdo con esa fuente, Bastidas fue ubicado por la Dijin tras haberse activado una alerta roja de la Organización Internacional de Policía Criminal (Interpol) «por delitos de integración de organización criminal, trata de seres humanos con fines de explotación sexual, delitos relativos a la prostitución, favorecimiento de la inmigración ilegal y amenazas«.

Comentarios Facebook

Según lo indicado en el requerimiento del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción N°5 de Segovia (España) referido por El Heraldo, entre 2017 y 2018, el sindicado habría formado parte de una red criminal que se encargaba de contactar en Colombia a mujeres en situación de vulnerabilidad, especialmente a venezolanas, a las que luego trasladaban ilegalmente a España y sometían a explotación sexual con fines comerciales por medio de coacciones y amenazas de muerte.

Trascendió, asimismo, que el grupo delictivo también habría impuesto el pago de cuotas a las víctimas, con el pretexto de cancelar la supuesta deuda que habían contraído con los traficantes en razón de traslados aéreos, manutención o vestuario. 

El diario colombiano precisó que el caso del detenido, sobre quien pesa una solicitud de extradición, quedó en manos de la Dirección Dirección de Asuntos Internacionales de la Fiscalía, que a través del ministerio de Relaciones Exteriores informó de la detención a la embajada de Madrid en Bogotá, con el propósito de que se «remita la solicitud de captura provisional dentro del término de cinco días hábiles» que prevé la ley colombiana.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook