Reuters aseguró este 9 de julio, citando a «cinco personas familiarizadas con el tema», que las conversaciones entre el gobierno del presidente Nicolás Maduro y el ala extremista de la oposición con las que se pretende poner fin a la crisis política en Venezuela, se desarrollarán en México a partir del venidero mes de agosto.

«El diálogo estaría mediado por partes internacionales y cuenta con el apoyo de Noruega, que actuó como mediador en un intento de negociación anterior en 2019 y actualmente está en contacto con ambas partes para establecer la agenda, dijeron las fuentes», sostuvo la agencia, que además aseguró que, de acuerdo con «una fuente», la delegación noruega está de visita en Caracas.

Mientras que Maduro ha asegurado que está dispuesto a negociar, siempre que se procure el levantamiento de las medidas coercitivas unilaterales que sucesivos gobiernos estadounidenses han impuesto sobre su país, Juan Guaidó, quien es la cara visible de la oposición que se niega a hacer política dentro de los parámetros electorales y constitucionales, pulsa justamente porque se acuerden comicios presidenciales y parlamentarios «libres y justos».

En el reporte se destaca que «las negociaciones planeadas se producen dos semanas después de que los jefes diplomáticos de Estados Unidos, Canadá y la Unión Europea dijeron que estarían dispuestos a revisar sus sanciones» a Venezuela, «si las negociaciones conducen a un ‘progreso significativo’ hacia elecciones transparentes».

En el trabajo periodístico se indica que aunque el Gobierno del presidente Joe Biden asegura que «está revisando las políticas de sanciones que heredó, no ha relajado las sanciones a los sectores financiero y petrolero de Venezuela y ha mantenido el apoyo a Guaidó».

Las fuentes dijeron a la agencia que para esta nueva ronda de conversaciones se espera que el tamaño de las delegaciones enviadas por las partes, sea mayor que las que concurrieron a Barbados.

Otra fuente aseguró que se trata de «un proceso más completo y complejo que no ha existido hasta ahora».

En un comunicado fechado el 10 de mayo, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Noruega informó que mantiene contacto «con los actores políticos y sociales de Venezuela de manera regular» y abogó por una «solución pacífica, inclusiva y duradera a la crisis en Venezuela».

Según Reuters, ni la cancillería mexicana ni el ministerio de Comunicación e Información de Venezuela «respondieron de inmediato a las solicitudes de comentarios», por lo que no es posible establecer la veracidad de lo dicho por las fuentes.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook