Que los remates de Cristiano Ronaldo son potentes no hay dudas. De esto puede dar fe una agente de seguridad que estaba trabajando en la previa del partido entre Young Boys y el Manchester United por la Champions League.

Algunos se llevan autógrafos, otros fotos y los más afortunados, camisetas. Pero son pocos quienes pueden atesorar remates de futbolistas. Durante el calentamiento, la flamante incorporación del Manchester probaba remates al arco cuando uno de ellos dio de lleno en la cabeza de la pobre agente. La víctima del zapatazo del luso cayó al piso y quedó muy mareada ante la mirada de los presentes.

Alertado del desenlace, el delantero saltó los carteles publicitarios para disculparse y apoyar a la mujer que había sido víctima de su potencia futbolística.

El Manchester United, que jugó con diez hombres durante una hora, perdió 2-1 en el descuento en su visita al Young Boys. El tanto para los ingleses fue gracias al luso.

Además, pese a la derrota, CR7 logró un nuevo récord: alcanzó la marca de más partidos disputados en la Champions, que hasta el momento pertenecía al exarquero español Iker Casillas.

(Sputnik)

 

Comentarios Facebook