El alto representante de la Unión Europea (UE) para Asuntos Exteriores y Política de Seguridad, Josep Borrell, anunció este jueves en Lodz (Polonia) que impulsará la creación de un tribunal especial que enjuicie los crímenes de guerra en Ucrania.

Borrell dijo también que habrá una contribución adicional de la UE de 1.000 millones de euros para apoyar a Ucrania, en unas declaraciones a los medios al margen de la 29 cumbre ministerial de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE).

Comentarios Facebook

El alto representante condenó la «violación de la ley y de los principios de la UE» que significó la operación rusa en Ucrania.

Para «crear un nuevo orden de seguridad en Europa», Borrell aseguró que pondrá sobre la mesa «primero de la UE», y luego de otros países, «la propuesta de apoyar a la fiscalía ucraniana» para acumular pruebas de supuestos crímenes de guerra cometidos por Rusia y la creación de un tribunal especial que se ocupe de estos crímenes.

«Rusia está convirtiendo el invierno en un arma», subrayó Borrell, «con la destrucción de infraestructuras civiles en Ucrania» y «tiene que pagar por su reconstrucción».

«Esto requerirá una cantidad inmensa de dinero y de recursos», reconoció el alto representante.

Según Borrell, «ya hay un amplio paquete de sanciones» contra Rusia, pero «estas sanciones no son fáciles de implementar» en algunos casos.

«Es importante hacer cumplir totalmente estas sanciones antes de pensar en otras adicionales, que las habrá», sentenció el alto comisionado.

(EFE)

Comentarios Facebook
center>