Pocas cosas puede resistir un metal calentado a una temperatura de 1.083,4 grados Celsius, pero la hamburguesa aguanta lo suyo.

 cuadro-burguer.jpg

(RT)

Comentarios Facebook