«El desvío de los activos de Citgo, la sociedad de PDVSA en los Estados Unidos, impidió el trasplante de hígado y médula ósea a 53 niños venezolanos, tales trasplantes se hicieron antes en Italia y en Argentina en 2016 y los pagaba el Estado», expresó Alena Douhan, relatora especial de la ONU, tras su visita a Venezuela.

Recordemos que luego del autonombramiento de Juan Guaidó, el Departamento de Estado de EEUU certificó al opositor para “recibir y controlar ciertos bienes” del Estado venezolano, confiscó la refinadora Citgo y dispuso que una junta directiva designada por el autoproclamado para que se encargase de gestionar la empresa estatal. 

Entretanto, el Departamento del Tesoro norteamericano anunció sanciones contra PDVSA que incluyeron la congelación de activos por 7000 millones de dólares y el bloqueo de todos los pagos que emitan empresas estadounidenses cuando compren petróleo venezolano.

El canciller de Venezuela Jorge Arreaza, denunció en diciembre de 2019 que la filial de Petróleos de Venezuela (Pdvsa) Citgo, con sede en Estados Unidos, reportó una perdida por encima de los 300 millones de dólares, después de ser tomada ilegalmente por Estados Unidos, bajo el gobierno de Donald Trump.

Citgo era la compañía a la que estaba adscrita la Fundación Simón Bolívar, institución encargada de atender a niños con patologías crónicas, para que fuesen operados en hospitales extranjeros, con los cuales dicha instancia suscribió convenios.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook