Una investigación periodística divulgada por La Tabla develó que el actual presidente de la Comisión de Fiscalización y Control Político de la Asamblea Nacional de Ecuador ha sido acusado en repetidas oportunidades por injuria, pese a lo cual adelanta esfuerzos para “aprobar [un] informe donde se trata de vincular, sin pruebas” al expresidente Rafael Correa con el enviado especial de Venezuela Alex Saab. 

Según refiere la pesquisa, el pasado 10 de diciembre, el diputado Roberto Cuero Medina –perteneciente a la Alianza UNES, partido de Correa y miembro de la mentada comisión– denunció que Fernando Villavicencio, conocido también por su antichavismo, pretendió que se aprobara expeditamente un informe que consignara apenas 24 horas antes, en el que se describían “supuestos esquemas de exportaciones ficticias de paneles solares de Ecuador a Venezuela”. 

El parlamentario aseguró que el documento estaba “lleno de bulos y acusaciones virulentas”, amén de pretender relacionar a Correa con Saab a partir de una comparecencia parlamentaria realizada el pasado mes de noviembre, a la que acudieron “autoridades y funcionarios” del correísmo y que versó sobre “exportaciones con el sistema de compensación Sucre”, aunque ninguna persona vinculó al exmandatario con el caso. 

Cuero Medina también enfrentó a la vicepresidenta de la Comisión, Ana Belén Cordero, quien pertenece al gobernante partido CREO y trató de posicionar la detención arbitraria de Saab como una prueba en el presunto caso de corrupción. Ante esto, el diputado correísta recordó que “la justicia local no se debe a Estados Unidos”. 

La Tabla puntualiza que, de momento, “el informe no fue aprobado por falta de quórum”, aunque no quedó claro si podría aprobarse en fecha posterior. 

El extenso historial difamador de Villavicencio 

En una pesquisa publicada previamente, el portal venezolano había revelado que Villavicencio fue enjuiciado en 2008 por la Corte Justicia de Ecuador por el delito de “injuria calumniosa grave”, aunque en 2006 fue acusado de “rebelión” y por el “cobro de una letra de cambio”, como consta en el sitio oficial de esa institución. 

A pesar de recibir sentencia en 2008, nunca cumplió la pena, pues solicitó asilo político en Perú, no sin antes obtener una medida cautelar por parte de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos, en la que presentó un recurso de amparo para evitar su encarcelamiento basado en una denuncia de comisión de delitos de lesa humanidad en contra del entonces presidente de Ecuador, Rafael Correa. 

Fernando Villavicencio permaneció en Perú hasta 2017, poco después del ascenso al poder de Lenín Moreno, en cuya presidencia se desestimaron todas las causas en su contra. Resultó electo diputado en las elecciones generales del pasado 7 de febrero.  

(LaIguana.TV) 

Comentarios Facebook