La alta comisionada para los Derechos Humanos de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), Michelle Bachelet, resaltó este viernes que la imputación de dos funcionarios de la Dirección General de Contrainteligencia Militar (DGCIM) por los delitos de tortura y asesinato por el caso del capitán Rafael Acosta Arévalo, puede calificarse como «pasos en la dirección correcta en la lucha contra la tortura».

«Los cargos de tortura contra dos militares en relación con el asesinato del capitán Acosta Arévalo son pasos en la dirección correcta en la lucha contra la tortura. Alentamos a Venezuela a tomar más medidas para erradicar la tortura y garantizar la rendición de cuentas”, expresó la oficina de Bachelet en un mensaje publicado en Twitter.

La decisión de la justicia venezolana fue ejecutada este jueves 23 de octubre y de alguna manera esclarece la muerte del capitán Acosta Arévalo, que ocurrió en junio de 2019 cuando se desplomó ante un juez mientras lo presentaban en un juicio donde se le acusaba de conspiración.

El 6 de octubre pasado, el Tribunal Supremo de Justicia había ordenado la reposición del proceso judicial en contra de los oficiales Ascanio Antonio Tarascio Mejía y Estiben José Zarate Soto, debido a que se observaron varias irregularidades en el proceso como actuaciones que atentaron contra el derecho a la defensa, al debido proceso, a la tutela judicial y a los derechos de la víctima.

El fiscal de la República, Tarek William Saab, declaró por su parte que a diferencia de otros países que critican a Venezuela en materia de Derechos Humanos, en Venezuela sí se castiga la tortura. «A diferencia de Colombia, Estados Unidos, Chile o Ecuador; donde no se castiga a violadores de DD.HH. Si en este u otros casos pudo haber ocurrido violación a derechos humanos, debemos decir que en Venezuela se castigan estos hechos«, señaló al respecto. Además agregó que Acosta Arevalo sufrió graves torturas que lo llevaron al colapso y posterior muerte.

Finalmente mostró aprobación a lo dicho por la alta comisionada e indicó que la justicia venezolana seguirá este rumbo. «Se ha pronunciado la Oficina de la Alta Comisionada de la ONU para los DDHH, al reconocer que se estaban dando pasos en la dirección correcta en contra de la tortura. Seguiremos en esta lucha implacable«, aseveró.

(LaIguana.TV)

Comentarios Facebook